Crisis obliga a venezolanas a venderse por un plato de comida

Las damas de compañía han comenzado a aceptar otro tipo de pagos debido a la terrible situación que están viviendo


Un informe periodístico de un reconocido medio internacional, reveló la triste situación que están viviendo los venezolanos debido a que el dinero no les alcanza para nada, este también es el caso de algunas damas de compañía en Caracas, Venezuela, que están aceptando comida a cambio de sus servicios.

Las tarifas de servicios en el país petrolero parecían claras; un trabajo sexual completo rondaba los 10.000 bolívares soberanos, cancelación en efectivo (USD 1,61), en caso de ser en un hotel, el precio subía a 15.000 bolívares soberanos (USD 2,42). En el caso de cancelar con dólares, podría llegar a costar entre 10 y 20 USD.

Sin embargo, la crisis económica que está viviendo Venezuela está afectando hasta a las trabajadoras sexuales, quienes se han visto obligadas a no solo aceptar bolívares o dólares, sino que también aceptan las cajas o las bolsas del CLAP, la comida que entrega el Gobierno de Nicolás Maduro.

Según las declaraciones de Sergimar, una trabajadora sexual, tuvo que cambiar sus servicios sexuales por comida. Cuando eso sucede tiende a pedirle al cliente que la lleve cerca de su casa para dejar la caja de alimento para que no se la roben en la calle, en su puesto de trabajo.

Al parecer este tipo de pagos ya se habría vuelto cotidiano en las mujeres de este oficio, esto en medio de la crisis que ha llevado al país a una disyuntiva social, política y económica cercana al abismo.


¡Comparte esta nota con tus amigos!

Loading...