Funcionarios habrían manipulado sistema para beneficiarse del bono de los más pobres

Funcionarios habrían manipulado sistema para beneficiarse con programas del Gobierno en perjuicio de los más pobres


Azángaro. La Fiscalía Provincial Penal de Azángaro intervino ayer la Municipalidad Provincial de Azángaro, debido a las denuncias realizadas en redes sociales en las que varios funcionarios municipales figuran indebidamente como beneficiarios del bono de S/ 380 otorgado por el Gobierno, destinado para personas en pobreza y extrema pobreza.

Hechos Como un hecho insólito y vergonzoso ha sido catalogada la denuncia en redes sociales en la que se ha revelado que los funcionarios del municipio de Azángaro habrían manipulado el Sistema de Focalización de Hogares (Sisfoh) en beneficio propio.

Hay que precisar que la base de datos del Sisfoh contiene una lista de personas en esta jurisdicción que se encuentran en estado de pobreza y en extrema pobreza. El padrón sirve para que el Gobierno los beneficie con ciertos aportes a través de programas sociales.

Sin embargo, el Sisfoh, con motivo del estado de emergencia a nivel nacional con motivo del coronavirus, también ha servido para la dotación del bono de S/ 380 para subsidiar a las personas de escasos recursos económicos.

Escándalo La jefa de Sisfoh en Azángaro, Linda Jennifer Amanqui, es acusada de manipular la base de datos del sistema desde junio hasta diciembre del 2019. En este periodo, ella, varios trabajadores y sus familiares fueron incluidos en el padrón, los que habrían cobrado indebidamente el bono de S/ 380.

Entre las personas quefueron incluidas en el sistema y que se beneficiaron ilegalmente con este bono, figuran Linda Amanqui, jefa del Sisfoh; Mariela Mamani, secretaria de Alcaldía; Huberth Romero, cotizador; Magali Calcina, jefa del programa Vaso de Leche; Sunilda Calcina, secretaria de la oficina de Infraestructura; Roxana Rodríguez, esposa del regidor Álvaro Mayta; Julio Ramos, chofer del municipio; y Yesenia Verónica, de Mesa de Partes.

El fiscal adjunto a cargo del caso, Edgar Coila, en coordinación con la policía, realizó la inspección en la Oficina de la Unidad Local de Empadronamiento y dijo que se investigará a los que resulten responsables por el presunto delito de falsa declaración en proceso administrativo, falsedad genérica y omisión de funciones.

Fuente: Exitosa


Like it? Share with your friends!